Aristóteles a pleno sol.

Me parece que pocas personas saben para qué sirve un punto y coma; y de estas, un flaco porcentaje acierta a usarlo como es debido.

La voluntad de ser leal, siquiera nominalmente, a un maestro; la ventaja de autorizar ideas nuevas con viejos nombres respetados; la oscura convicción de que en los sistemas la tendencia general es lo que importa, han motivado la atribución de doctrinas secretas a algunos pensadores famosos. De Aristóteles se dijo que por la mañana confiaba sus pensamientos íntimos a unos pocos alumnos; por la tarde, comunicaba a un grupo más amplio una versión popular.*

En…


Ahora mismo alguien está gestando una nueva manera de mantenernos enganchados a otra red social. Aquel “Just do it” de Nike ha sido probablemente el sello más potente de esta era. Pero ya todo huele a lo mismo, todos bebemos de las mismas fuentes y vemos lo mismo en las mismas plataformas. La única manera de ser verdaderamente originales es discriminar, librepensar. No seguirles y, a ser posible, sin dejar rastro digital.

Por cierto, abogo por la implantación de la anticursiva (está claro para qué serviría :))


Dos versiones de lo mismo.

De niños se nos enseña este orden temporal, y dicen que merece la pena seguirlo tal cual: pasado, presente y futuro. También nos insisten en que el único lugar donde suceden las cosas es en el medio, el presente. Para mí, hay un inconveniente, y es nuestra incapacidad de visión del momento actual; al menos la perfecta visión que hace falta.

El ahora es como el ojo que no puede verse a sí mismo.

Me sucedió una mañana en un parque. Estaba buscando un lugar donde sentarme en tierra y no mancharme, quería un trozo tupido, verde, sin calvas húmedas…


(Pensamientos surgidos en el Museo Sorolla de Madrid)

Trocito de lienzo de Joaquín Sorolla.

Libertad. Para obtener apertura mental e ir más allá. Libertad para ser lo que uno es.

No ser obvio. Capacidad de sorprender a los demás, incluso a ti mismo. El arte va por otro camino al previsible, apela a algo que se escapa. Cuando uno contempla arte, no se cansa. El cerebro siempre encuentra retos que descifrar.

Punto de vista diferente. Girar la cámara hacia un ángulo donde no estamos acostumbrados a mirar. Mover la percepción. Doblar la esquina. Un genio no se sirve de lo común, porque forzosamente su ojo capta…

Payo Pascual

Language & Creativity

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store